Mejorar tu estrategia de negocio como autónomo: análisis y diseño de la estrategia

Consejos para mejorar tu negocio como autónomo

Independientemente del sector al que te dediques, mejorar tu negocio como autónomo debe ser uno de tus objetivos. Para alcanzarlo es imprescindible disponer de una estrategia específica. Nos referimos a una estrategia hecha a tu medida, tu estrategia. Descubre cómo realizarla.

Mejorar tu estrategia de negocio como autónomo: análisis y diseño

Sería recomendable comenzar con un análisis DAFO. Las siglas aluden a debilidades, amenazas, fortalezas y oportunidades. La meta es repasar las claves de tu negocio, entender qué busca tu clientela potencial y corregir los errores cometidos mientras potencias lo positivo.

El diseño resultante podría jugar también con los cuatro pilares antes comentados. Así, tu estrategia se podría basar en conectar:

  • Las fortalezas con las oportunidades de mercado.
  • Las debilidades con las opciones a tu alcance para seguir creciendo.
  • Las amenazas con los puntos fuertes para lograr el equilibrio más adecuado.
  • Los puntos débiles con las amenazas. Solo conociendo tu vulnerabilidad podrás combatirla de manera eficaz.

¿Cómo se diseña una estrategia de negocio como autónomo?

Puede sorprenderte, pero todo dependerá de cómo quieres vender tus productos o servicios. Repasa los siguientes supuestos para comenzar a crear una estrategia a tu medida:

  • Al ataque. Sabes que tu oferta es tu punto fuerte y la situación del mercado te favorece. Promociónala e intenta conseguir el máximo nivel de conversión posible. Céntrate en la personalización y en el valor añadido que debe suponer el contratar tus servicios.
  • Para defenderte. Tu oferta es imbatible, pero los agentes externos no invitan a que nadie la adquiera. Esto no impide que tus proveedores puedan subir sus precios o hace que dejes de tener gastos. Recorta tus gastos, reduce el beneficio por producto o servicio y descubre nuevas alternativas que te permitan ofrecer la misma calidad, pero con un coste inferior.
  • Para adaptarte. Es posible que una de tus debilidades se convierta en una tendencia de moda. No caigas en el molde fijo, es mucho más adecuado prestarle la atención necesaria a cada novedad y, sobre todo, no perder ni una oportunidad de conversión. Siempre puedes contar con otros profesionales para que te ayuden en aquellos aspectos en los que no tengas demasiada experiencia.
  • Para seguir adelante. A veces, tu oferta no encaja con la situación. Si compruebas que no vendes y que tu competencia te supera, apuesta por la creatividad, por incluir las tendencias más actuales en tu oferta y por destacar con campañas más agresivas.

Condiciones que afectan a su rendimiento

Sobre el papel todo es perfecto, pero luego hay varias condiciones que pueden alterar los planes previstos. Los más importantes que no puedes dejar pasar son:

  • El entorno. Nos referimos a tu competencia, a tus proveedores, a los intermediarios y a los propios clientes. Todos son una pieza clave en tu éxito profesional. Añade otros aspectos como una segmentación incorrecta, las alteraciones de la economía, la situación que viva el país y los recursos tecnológicos que empleas para darte a conocer.
  • El funcionamiento interno de tu empresa. No podemos olvidar que si sigues con tu negocio es porque hay una demanda de tu oferta, pero también hay competencia. Para destacar, tienes que tener en cuenta la disponibilidad de los proveedores y la fiabilidad de la distribución de tus productos.

Basta con repasar detalladamente cada proceso de compra para encontrar los errores de tu estrategia. Finalmente, el marcarse metas demasiado optimistas en un corto periodo de tiempo no es realista. Te recomendamos que repases los resultados mensualmente y que vayas corrigiendo tu estrategia dependiendo de la situación económica. Esperamos haberte dado todas las claves necesarias para crear una estrategia más exitosa.